Salamanca

Aula Miguel de Unamuno

Tantos años escuchando hablar de Salamanca y no he conocido la ciudad hasta este fin de semana. Unos días maravillosos, envuelto en la historia y el arte de un enclave único.

Como recomendación, nos quedamos en el Hotel Alameda Palace, lo que supuso una elección excelente: a un paseo de distancia de la Plaza Mayor, un gran desayuno buffet y una atmósfera muy agradable. Tampoco nos equivocamos al hacer un par de recorridos guiados organizados por la Oficina de Turismo.

Pero, definitivamente, la mejor decisión fue la de visitar la ciudad. Hace tiempo que no abandonaba un lugar con tantas ganas de volver. Mientras tanto, me conformaré con las fotos y con el cedé de Franc Ross, el violinista que amenizó con su interpretación de Begin the Beguine nuestra primera visita a la Casa de las Conchas.

Alberto Alvarez-Perea

One Comment

  1. Posted 8 de abril de 2008 at 8:17 am | Permalink

    Me encanta Salamanca, así que es un placer que la hayas disfrutado tanto.

Post a Comment

Your email is never shared. Required fields are marked *

*
*