Mis marcianos favoritos

E.T., la creación más tierna de Steven Spielberg, encabeza mi lista personal de extraterrestres. Sus singulares frases, su amor por Elliott y ese dedo brillante conquistaron al planeta de forma más eficaz que sus hermanos los trípodes.

En segundo lugar, Alf, la pesadilla de los gatos y el sueño de toda una generación. ¿Quién no ha querido alguna vez poder presenciar los chistes del hijo de Melmac? 102 episodios, una serie de animación, un talk show y un largometraje dan buena muestra de los encantos del tormento de los Tanner.

Menos conocido, pero no por ello menos entrañable es Mac, la "tortilla con ojos" protagonista de Mi Amigo Mac. Decenas de veces la alquilé en el videoclub "Los Naranjos". Ahora me tengo que conformar con un VHS-Rip en DivX, a la espera de que se animen a editarla en DVD en España.

El cuarto puesto es una reciente incorporación, el único gran acierto de Walt Disney Pictures en los últimos años: Stitch. Qué mala leche gasta esa amalgama de koala y godzilla, que vivió durante años en los cuadernos de colegio de Chris Sanders. Además, le gusta Elvis 😉

Finalmente, en la imagen he puesto a Muzzy, big Muzzy. Esto se debe a que mi verdadera preferencia, Yupi, no aparece por ningún lado en Internet. Los Mundos De Yupi precedían a las ininteligibles aventuras de Muzzy en las tardes de mi infancia, reemplazando a mi querido Espinete en Barrio Sésamo. Por imperativo de Internet pongo a Muzzy, pero quede claro que prefiero al patrio Yupi.

Y a ti, ¿qué alienígenas te gustan?

Alberto Alvarez-Perea

2 Comments

  1. Ebravor
    Posted 20 de julio de 2005 at 12:52 am | Permalink

    Sin duda ET. El único alienígena al que invitaría a mi casa a cenar. He visto varias veces la película y todavía me enternece. Tiene una mística especial. Toca el lado bueno de la humanidad y del Universo. Es un mito, pero un mito bueno. Recuerdo que uno de los comentarios que se hicieron en aquella época sobre ET, fue el siguiente “¿Como es posible sentir cariño por un ser tan feo?”. Inspiraba ternura y amor. Esa es la respuesta.

  2. Posted 20 de julio de 2005 at 7:36 am | Permalink

    Yo invitaría a mi casa a cenar a un montón de las alienígenas que dibujaba Alex Raymond en Flash Gordon. Cuando acabara con ellas (de cenar), pasaría a las de Mac Raboy para la misma serie (relectura pendiente, y la vida se me va sin hacer todo lo que quiero). Las extraterrestritas de Dan Barry no las recuerdo, así que me resevo la ozonopinión, que diría un personaje de Jardiel Poncela en su “Eloísa está debajo de un almendro”.

Post a Comment

Your email is never shared. Required fields are marked *

*
*